Sin Mercedes en el podio

Por: Yayo Palacios 

No recuerdo un fin de semana de automovilismo que hubiera causado tanta expectación, como siempre por estas fechas se corre el GP de Monaco y las 500 millas de Indianapolis, pero este año la expectacion era el doble, el motivo tiene nombre y apellido: Fernando Alonso.

Pero empecemos desde el principio, el GP de Monaco que para no variar, acabó en polémica debido al triunfo de Vettel, envuelto en dudas de que si hubo órdenes de equipo. Para los que criticaban a Alonso por el famoso, “Alonso is faster than you”, pues ya hay una nueva versión, y que conste que no la critico, se entiende en este caso como con el de Alonso con Massa, que tenía que ganar el que está luchando por el campeonato, estoy a favor de las órdenes de equipo siempre y cuando sean cuando un piloto del mismo equipo le lleve más ventaja a su compañero.

Aparte de este incidente, pues lo más sobresaliente es que ningún Mercedes subió al podio (algo poco visto desde 2014, primera vez que ocurre esto en el año). Sumaron puntos, pero hasta ahí, yo no daría por muertos a Mercedes y pondria a Ferrari como el nuevo mandón de la F1, creo que así va a ser toda la temporada, Ferrari/Mercedes, Mercedes/Ferrari, la clave seran los coequiperos de Vettel y Lewis, y pues hoy ya vimos que Kimi se alineó o se tuvo que alinear a favor del alemán.

Ricciardo tercer lugar, Checo fuera de puntos y se acaba la racha de carreras puntuando, Mclaren en las mismas, cambiando motores, y sus pilotos envueltos en accidentes, nada nuevo en Mclaren.

El paralelismo con la Indy500

Despues de Monaco, la expectacion de ver a Fernando en las 500 de indianapolis, y pues tal parece que los motores Honda son como la malaria de Fernando, dudo que en un futuro quiera volver a correr algun auto que traiga motor Honda sin que sufra escalofríos, pero antes de que el motor lo traicionara, anduvo siempre entre los 5 primeros, incluso lidereando la carrera, se mantuvo alejado de los muros, sabía cuando y dónde rebasar, en una bandera amarilla y en una entrada a pits, se fue atrás de la parrilla, estaba remontando cuando el motor Honda explotó, a saber en qué lugar hubiera quedado si el motor no le hubiera fallado, en mi opinión fue una gran carrera de Alonso, demostrando lo gran piloto que es, el ganador fue Takuma Sato, piloto japonés y ganó con un motor Honda, Scott Dixon la libró de milagro, un accidente que hace 10 años, no lo estuviera contando.

Como eventos creo que el ganador fueron las 500, los gringos se pintan solos para eventos así, aparte de que hay rebases todo el tiempo, no sabés quién va a ganar faltando 10 vueltas, hasta 20 pilotos tenían oportunidad de ganar, el himno, la bandera americana, el dramatismo, el piloto que nadie pensaba que ganaría… todo eso hace que el ganador de ayer, haya sido Indianopolis, y nosotros también, ojalá que ahora que los nuevos dueños de la F1, son de Estados Unidos, veamos algo parecido a lo de hoy en las 500 en la F1, y no hablo de óvalos ni accidentes espectaculares, sino de competencia, de igualdad de autos, y si por qué no, de un poquito de show a la americana…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s